Cinco cosas que tienes que saber sobre la instalación de gas en tu auto/caravana

Cinco cosas que tienes que saber sobre la instalación de gas en tu auto/caravana

El gas en una auto/caravana es importante, especialmente si no siempre paras en lugares donde exista conexión eléctrica. Es práctico, barato y seguro para cocinar y, cuando hace frío, es el mejor sistema para calentar tu casa con ruedas. Te contamos cinco claves para que las tengas en cuenta:

1. ¿Qué bombona puedo usar?
Puedes elegir cualquier tipo de bombona (propano, butano… grandes, pequeñas…). Si el uso va a ser intensivo, estás en un sitio más o menos fijo, y además vas a usar la calefacción, lo más idóneo es la bombona clásica de butano, de 12,5 kg. Nosotros, por comodidad, disponibilidad del envase y confianza, siempre usamos las de Repsol, y tienen un precio de 15,37 €*. Una bombona de este tipo puede durarte unos dos meses, con un uso diario de una hora cocinando a fuego máximo, o unos 25 días, usando cuatro horas la calefacción con el termostato a la mitad. Si te vas a mover con frecuencia y quieres aligerar la caravana, otra opción es utilizar la bombona K6 de Repsol, más ligera, de 6 kg, pero algo más costosa (18,70 €*, de media). Lógicamente, al tener la mitad de capacidad, la duración también es inferior. Pero si vas a viajar por fuera de España, has de tener en cuenta que en cada país hay distintos suministradores y, sobre todo, sistemas con válvulas diferentes, por lo que no es posible sustituir una bombona por otra allá donde vayas. En estos casos, te sugerimos dos opciones: o llevas doble bombona grande (siempre recomendamos llevar una de repuesto llena), que te durará más tiempo de lo que suelen durar unas vacaciones; o utilizas las pequeñas bombonas de Campingaz (la típica azul) que es la única universal en toda Europa, aunque solo tiene una capacidad de 2,75 kg y el precio de la recarga suele estar entre los 16 y 20 €, y es bastante más cara en otros países europeos. Otro tema es el uso de propano. El principal inconveniente del butano es su punto de congelación, que está en torno a los 0º C, mientras que el propano se congela por debajo de los –40º C. Si vas a utilizar la caravana a temperaturas bajas es más recomendable esta opción, las bombonas son de 11 kg, tienen un precio de 13,52 €*, y aunque su poder calorífico es algo menor, la relación eficiencia/precio es similar. (*Precios aplicables desde el 20 de julio de 2021. Se aplica el impuesto de hidrocarburos (IH) 0,015 euros por kilo, IVA no incluido).

2. ¿Dónde compro la botella de gas y cuánto cuesta?
Prácticamente, todas las gasolineras tienen envases de gas, mayoritariamente en las gasolineras de Repsol o de Cepsa son las que más disponen de este servicio. Aunque, también, en los almacenes de los “distribuidores de gas” puedes comprar las bombonas: sobre todo si estás en algún pueblo sin gasolinera cerca, puede ser muy útil esta información. Para poder usar el envase, necesitas realizar un contrato de alta, que lo puedes hacer bien en la estación de servicio correspondiente o en el almacén del distribuidor. Según el tipo y la cantidad de envases que contrates, tendrás que pagar unos derechos de alta, y también una fianza, pero este concepto es reembolsable. Lo normal es llevar dos envases, uno para uso y otro de reserva. Aparte, te cobrarán el precio del envase de gas. La siguiente vez que necesites gas, ya solo pagarás el PVP del envase lleno, intercambiando el vacío por el nuevo, y así todas las veces que necesites. En el mapa de Gasolineras Repsol puedes localizar el punto de venta más cercano, también puedes localizar los Distribuidores Repsol.

3. Debes revisar la instalación fija de la auto/caravana cada 4 años.
Cualquier empresa instaladora autorizada es válida, pero si te resulta más cómodo, consulta el buscador de las empresas que trabajan para Repsol, para que puedas encontrarlo fácilmente en cualquier lugar, según donde te encuentres, ya que trabajan en todo el territorio nacional.

4. Una autocaravana con gas, la mejor opción
Puedes tener instalación fija en la propia autocaravana, o bien algún aparato para exterior (hornillo, barbacoa, plancha…) donde también puedes usar el mismo envase. Con una sola fuente energética, tendrás todos los servicios (cocina, agua caliente y calefacción), con autonomía suficiente para disfrutar de tu autocaravana en cualquier época del año, y con total libertad de movimientos, ya que no dependerás de una conexión eléctrica. Si tienes previsto hacer largos viajes, donde quizás tengas que pasar la noche fuera de un camping o simplemente pernoctar en lugares sin conexión eléctrica, no te va a ser posible usar la cocina, ni la calefacción, si no tienes gas. Lo mismo ocurre si vas a un lugar de montaña, donde abundan los cortes de electricidad, especialmente en momentos de tormenta, puede llegar la hora de la cena y no podrás prepararla. Y si piensas en llevar instalado un sistema autónomo con placas solares y baterías, ten en cuenta que tanto una vitrocerámica como la calefacción tienen un consumo muy elevado, y tu carga para tres días puede gastarse en un solo uso. Llevar una cocina de gas y un microondas permite cocinar con gas o electricidad, según las necesidades. Si paras a comer en una área de descanso de una autopista, por ejemplo, puedes freírte un huevo o hacerte un café con la cocina de gas. Si cuentas con aire acondicionado y calefacción a gas, te ocurrirá lo mismo, siempre tendrás un sistema disponible, e igualmente con el frigorífico: un trivalente te va a permitir viajar manteniéndolo frío a 12V, hacer noche en una área sin electricidad, funcionando a gas, y conectarlo a 220V cuando llegas a un camping.

5. Consejos de seguridad

    • Ten siempre a mano la documentación relativa a la instalación de gas (contrato de envases y certificado de revisión en vigor).
    • Anota la fecha de caducidad de la goma de suministro, y sustitúyela antes de su caducidad.
    • Mantén los envases sujetos, tanto cuando estén en uso, como si el vehículo está en movimiento.
    • Cierra las llaves de paso antes de dormir o si vas a estar varias horas sin usarlos, y al circular.
    • Vigila que la llama sea azul.
    • Nunca uses la cocina como fuente de calor y levanta las tapas de cristal para usarla.
    • Enciende los aparatos siempre con la autocaravana parada.
    • Asegúrate de que el envase de “reserva” siempre está lleno.
    • No uses las tuberías de la instalación de gas como conductores para la instalación de puesta a tierra para instalaciones eléctricas o radioeléctricas

Related posts

2 Comments

  1. Juan Carlos Garcia Sanchez

    Hola, tengo una caravana y tengo una duda que legalmente nadie sabe contestarme, yo llevo instalación de gas y la válvula de seguridad para corte de suministro (monocontrol con sensor de impacto) . ¿Puedo circular con el gas conectado en la caravana para la nevera?. Una cosa es el tema de opiniones personales mi duda es si puedo legalmente. Gracias y un saludo

    Reply
    1. Soy Caravanista

      Hola Juan Carlos.

      Legalmente no se puede circular con las bombonas conectadas. Es uno de los aspectos que pueden comprobar si te paran en carretera, aunque en España no sea muy normal. Podemos decirte en primera persona que en Francia te paran y entre otras cosas comprueban si llevas las llaves de paso abiertas. Piensa que en el “traqueteo” podrían generarse fugas. En la mayoría de los vehículos suelen indicarlo. Lo que no sabemos decirte en base a que normativa.

      Reply

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.